Si te dejan alguna vez o se acaba tu relación, aquí te propongo mis propios recursos…

[También aplicable a chicas]

Hace unas horas a un amigo le ha dejado su novia. Una persona a la que quiere un montón pero han decidido dejarlo. Aquí pongo lo que yo hago y pienso al respecto, para todo el que lo necesite. Si estás en una situación así, igual este artículo te ayude tanto como a él.

Conozco a grandes seductores que en su evolución dejan atrás su afán seductor y deciden buscar cierta estabilidad emocional en su vida con una relación estable.

Cuando una persona decide tener una relación estable y se involucra emocionalmente, especialmente si es un seductor, está dando un gran salto. El concepto de uno mismo ya no es de lobo solitario y aventurero, ahora sus planes empiezan a incluir a alguien en su vida: su pareja. Y eso no siempre es fácil. Por otro lado, tener una relación fría y distante no merece la pena.

En una relación, si la quieres vivir intensamente debes implicarte. Te abres cada vez más a esa persona y os vais conociendo los dos muy íntimamente. Compartís muchos momentos juntos, muchos recuerdos, puede que hasta empiece a acercarse a tu entorno (amistades, familia…); si lo piensas, el inicio de esa relación fue muy estimulante, los primeros meses sólo había en tu mente una persona y puede que los añores especialmente.

Poco a poco, tu concepto de tí mismo ha empezado a unirse también al de tu pareja. Empiezas a cambiar hábitos, ya que ahora buena parte del tiempo estás con ella. Hay hasta quienes dejan de ver a sus amigos, aunque no lo recomiendo.

Con el paso del tiempo todo se va normalizando, tranquilizando, es normal. Es cuando más hay que trabajárselo. Si haces todos los días lo mismo puedes caer en una rutina monótona y hacer que pierdan todo el interés por ti; hacer cosas divertidas y estimulantes o que simplemente disfrutéis es más que recomendable. De hecho, en mi opinión la relación es una parte que todo seductor debe cuidar/practicar si algún día quiere llegar a ese punto con la mujer de su vida.

Las discusiones de pareja son normales puntualmente, pero si empiezan a ser frecuentes comienzan a desmotivar. Pueden llegar a ser bastante tóxicas para ambos y hay que cortar ese hábito de raíz, –ojo, hablándolo, no dejando la relación–

A veces cuando no hay más solución, por el motivo X la relación se termina

 

 

Tu actitud a partir de ahora determinará tus resultados. Si prefieres continuar la relación, anímale a solucionar las diferencias entre vosotros, es mucho lo que habéis compartido y tenéis en común, y no merece la pena echarlo por la borda por una decisión en caliente o precipitada.

Igual lo ha decidido todo ya. Igual tiene motivos, igual no los tiene. Igual desde tu punto de vista se podía solucionar de otra manera, pero esa ha sido su determinación.

La realidad, es que hay muchas más relaciones que se acaban que las que perduran toda la vida. Quizá por eso soy tan escéptico; pero no puedo decir que a pesar de eso no pongo todo de mi parte.

Hay cosas que nunca deberías hacer si te quieres, si te respetas o si tienes un mínimo de juego interno:

  • No debes patalear. Las pataletas emocionales hay que controlarlas, que no somos niños de 5 años. Acepta con madurez la situación, sin ira y actuando con cabeza.
  • No debes arrastrarte. No supliques. No insistas más de lo necesario. No prometas.

Ponte en situación

Tras la última discusión ella (o él) lo deja y no atiende a razones. La otra persona está convencida de que es la mejor solución. Puede que lo justifique con… [poner aquí cualquier cosa, racional o irracional, no importa].
A partir de ese instante te ves solo, sola. Empiezas a no hacer muchos de los hábitos que tenías hasta ahora con tu pareja. Muchas cosas que hacías cada día, como pensar en ella cada mañana al levantarte siguen ancladas a ti recordándote todo lo que has perdido.
Puede que no te quiera ver, o que no la quieras ver. Es normal, ante una pérdida hacemos un “duelo”, y ver a esa persona puede que sólo nos recuerde tantos momentos juntos y el dolor de que ya no es posible repetirlos. Y para muchos, ver a esa persona con otros puede ser insoportable.

¿Cómo afrontarlo?

En primer lugar, has de saber que hay emociones sanas, como la tristeza, el dolor, incluso sentirte defraudado o defraudada por algo de esa persona.
Por otro lado, hay emociones tóxicas como el rencor, la ira, incluso algo tan común como la apatía. Estas emociones juegan en tu contra, y en tu desarrollo como persona.
Caer en la pena o en el victimismo (verse la víctima, a merced de la otra persona) también revela carencias personales (consúltame si te pasa cualquiera de esto y quieres solucionarlo).

La diferencia de hacerlo bien a hacerlo mal estriba en conocerse a uno mismo, en creer y en confiar en uno mismo. Así que ten sosiego y procura no reaccionar impulsivamente.

Te propongo un ejercicio:

Que podrás realizar después, relajado en tu cama o sentado tranquilamente. Hay gente que también le funciona la opción de leerlo lentamente y recrearse en el texto todo el tiempo que sea necesario.

Sentado, relajado con el cuerpo distendido, haz unas respiraciones profundas. Me gustaría que miraras dentro de ti. ¿Cómo te sientes? ¿Qué te viene a la cabeza? Seguramente un torrente de emociones llegan a tu mente por miles de recuerdos bonitos que añoras. Déjalos correr en tu mente, es más, te pido que hagas un recorrido por todos esos momentos desde el inicio hasta el final de tu relación, recuerda cómo te hicieron sentir. Disfrútalos… y por última vez, añóralos… Es posible que desagradables momentos vengan a tu mente y te incomoden, también cosas que ahora deseas cambiar. En tal caso, imagínate como un director de cine, modificando la película: Piensa cómo te habría gustado que hubiese sido esa situación, o incluso mejor, cómo lo harías en un futuro tras haber aprendido… imagínatela arreglada/editada y ponla en su lugar. Recuerda toda tu historia con cariño, con amor, incluso ves que las escenas ‘arregladas’ las ves ahora de otra manera: sin remordimientos, sino con buenos deseos de hacerlo bien la próxima vez. Cuando recorras toda la película me gustaría que la cogieses físicamente y la guardes con mucho cariño en una caja. Al contemplar esa caja todo lo que te sugiere son buenas vibraciones, ya no forman parte de ti emociones negativas; al contrario, valoras y aprecias la persona con la que compartiste una parte de tu vida. Y ahora aceptas que forme parte de tus recuerdos, de tu pasado. Y el vídeo de esa parte de tu vida se encuentra protegido en esa caja, y esa caja te pertenecerá siempre porque es la caja de tus recuerdos. Representa todas las experiencias enriquecedoras que han tenido lugar con la persona que elegiste para compartir esa parte del camino; y los recortes, las ediciones del director son los aprendizajes. Valora toda esta experiencia al completo con cariño, y agradece esa oportunidad que te ha tocado vivir y que forma ya parte de tus vivencias y tu sabiduría. Asume con madurez que esa parte de tu vida ya ha cumplido su función, y que ahora nuevas experiencias están deseosas de llegar. Aquí termina tu duelo, tu sufrimiento. Mira con buenos ojos tu por venir, observa toda la gente que te quiere y te apoya. No estás solo/a. Pero sobre todo te tienes a ti, que te quieres y te respetas sobre todas las cosas, y que sabrás afrontar todas las situaciones que te toque afrontar en tu vida. Tú eres todo lo que necesitas para ser feliz. Sé feliz. Goza de cada nuevo día y procura vivirlo intensamente.

Conclusión final

La idea es que aceptes las emociones que sientas como parte de la experiencia que te ha tocado vivir. Una vez que lo aceptas, lo guardas como parte de tu pasado y de tus aprendizajes, y siempre que lo necesites puedas recurrir a él.
Se trata de evitar ante todo unir emociones tóxicas a nuestros recuerdos. También de no quedarse anclado en un estado emocional que no te aporte, sino tomar con fuerza las riendas de tu nueva vida.

Ten proyectos, visualiza a dónde quieres llegar en tu nueva vida. ¿Quieres aventura o prefieres tranquilidad? ¿A qué causa/proyecto deseas dedicar más tiempo? ¿Has descuidado alguna relación de amistad o familiar que puedas mejorar? ¿Cómo piensas darte a ti muestras de cariño? ¿Y a tu gente cercana, la que aprecias?

Acepta que vas a tener que crear nuevos hábitos, fomentar tus amistades y no descuidar a la familia, que va a estar ahí incondicionalmente. Quizá sea momento para retomar el ejercicio, o cuidar la alimentación… cualquier cosa que te recuerde que ¡ESTÁS VIVO! ¡TIENES TODA UNA J**IDA VIDA POR DELANTE!

Antes de lo que esperas te darás cuenta de que tu felicidad depende únicamente de ti, y no le darás poder a nadie para cambiar esa realidad.

Y todo eso te lo digo desde mi propia experiencia. Mucho ánimo y mis mejores deseos…

~Phenon