Crear cuenta
Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

Tras cierto tiempo, entre tiempos, decidí perderme por las profundidades del deseo, tan vivo y extasiante, como si todo el agua no calmase la sed del mar. Por la senda de la serpiente encuentro la paz en el silencio, recorriendo el estadio de calmar mi sed en cuerpos nutritivos, cuyas curvas inspiran mi vida en tal momento, dándome el aliento y recobrando mis latidos.

Voy para casa, empieza a llover, yo no tengo paraguas y no me importaría mojarme con ella. Mi visión me dice que tiene 23 años y que esta noche cena un triste arroz en su piso de estudiante. Seguramente sus duchas serán anhelando el calor que compense el que a ella le falta. De principio a fin elegante y coqueta, desde sus pies hasta las nubes de su pelo. Emana un brillo desafiante y excelso de vida. Mi pulso se activa, las dudas de un tiempo atrás se transmutan en un sentimiento intenso que impulsa mi cuerpo al encuentro con la vida en un segundo. Va andando, me pongo justo al lado de ella, mientras caminamos juntos. Me mira, le miro y mi boca empieza a cantar.

+ Encantado, me llamo Adrián

– Yo Eva

+ Eva, ¿Te has escapado del Edén?

– Jajaja, si

+ Vaya, ya me contarás el motivo por el que decidiste escapar del paraíso. Por ahora me vale saber de dónde has sacado este paraguas tan infantil. ¿Se lo has robado a tu hermanita pequeña?

– Jajaja, no¡ Ha empezado a llover y he tenido que comprarmelo en un chino.

+Alta ingenieria creativa textil.

-Jajaja, y quien te ha dicho que te metas debajo de él.

+Me he dado el permiso Eva

-Qué sin verguenza

+ Paso de mojarme, y tu compañía parece agradable

-¿Que edad tienes?

+21

-¿No eres de aquí verdad?

+ Me lo suelen preguntar mucho. Mi padre es italiano pero yo nací aquí.

-Ahh, es que como hablas tan fino jajaja

Su tono de voz era rasgado y sensual,  fuego que inspiraba mi actitud. Su actitud cercana desmerecía cualquier intento de apresurar las cosas. Sin lugar a dudas, era un chica con alta auoestima. Creamos una conexión sólida bastante rápido. La conversación fue fluida y las facetas que di a entender de mi personalidad, eran los que parecía que se ajustasen a ella. Por supuesto, con un as debajo de la manga. Estudiaba algo que realmente le gustaba, me decía que compartía la meditación y sobre todo, me dejó ver, que bajo esa fachada, había una Eva que anhelaba el tacto de un hombre. Su impulso de viajar y conocer culturas, su curiosidad a cerca de los horóscopos y lo que le gustaba la fotito de mi gato, me confirmaba que era sensible, tierna y atrevida. Una chica con la que ser romántico y al mismo tiempo, desbordar sensualidad que secuestre su atención.

– ¿Sabes?, con mi exnovio también empecé hablando la primera vez que nos conocimos de cómo le pondríamos a nuestros hijos jajaja

+Ya quieres tener hijos conmigo. Tenemos que ir más lento, aún vivo dejándome llevar por el presente y sus regalos. No sería buen padre para nuestros hijos… Serían salvajes.

– Jajajaja yo no voy de ninguna forma 😉

+ Pero si es cierto que me atraes, Eva.

– ¿Por que?

+ Porque serías una perfecta amiga, además de una maravillosa confidente. La perfecta chica a la que llamar cuando otra me rompa el corazón…

-Sii, pues vas desencaminadisimo jajajaja…

+ Jajaja, estoy bromeando. Me encanta que seas tan cálida, haces fácil que se te coja cariño rápido… Seguro que tus amigas están encantadas. Además, estoy convencido de que muchas veces miras más por los demás antes que por ti misma.

– Si, es cierto eso de que miro por los demás antes que por mi misma. De ahí que estudie Integración Social, quiero ayudar a las personas. Dentro de poco empiezo con las prácticas y lo estoy deseando. Con suerte me contratan jajaja ¿Cómo lo has sabido jajaja? !¿Eres brujo?¡

+ Más mago que brujo. Pues es maravilloso que estés haciendo algo que sea lo que quieres hacer. Otros como yo, un día navegamos mucho por mundos donde el único libro era la aventura y dejamos de lado los estudios. Pero la vida siempre es joven

-!Me encanta como hablas¡

La conversación transcurrió con facilidad. En este justo momento ella certificaba su obvio interés en mi en su comportamiento, comenzó a hablar más rápido, como a hacerlo muy bien de ella misma y curiosamente, había empezado a andar más lento. Yo estaba terriblemente atraído, era una chica con unos valores distintos, a parte de su físico, y teníamos ambos unas ganas terribles de jugar. Así que deje que la improvisación fuese mi verso.

+Vaya, si no viviese el presente no nos hubiésemos conocido. El abrirse al presente es el abrirse a la vida, abrir las ventanas para que entre aire nuevo. Eva, ¿Esperabas encontrarte conmigo?

-Lo cierto es que no me suelo encontrar con chicos así jajaja

+Sólo soy un chico normal…Tus labios son una obra de rugosidad. ¿Puedo?

Llevaba tiempo queriendo hacerlo. Sus labios habían secuestrado mi visión. Viéndolos me venían impulsos de cómo besarla y de como sabría su miel. Nos paramos en seco, recorro entonces con mi dedo sus labios, la chispa empieza a encenderse, ella me mira a los ojos mientras lo hago.

+Un placer recorrer mi dedo por tus labios.

Mirándola de cerca, sus pómulos formaban los huecos perfectos en los que posar mis labios. En sus orejas vestía unos pendientes que le daban un toque agresivo a su estilo. Exquisita era su sonrisa, fusión de timidez y descaro, como también lo era su mirada, libro abierto para el que goza leyendo cuando el alba anuncia el amanecer. Su perfume…

+Eva, ¿Que perfume viste tu cuello?

-Lady Million jaja

+…Te favorece (Esnifo el olor, lo sostengo durante varios segundos. Dulce y jodidamente seductor. Este perfume evoca otra sinfonía de seducción, con una chica de la cual mi retina alberga fotos de grandes momentos)

El silencio posterior a hundir mi nariz en su cuello fue mirandonos a los ojos, se colorearon sus mejillas y sus ojos, como gemas azules, se dilataban. Si esta atracción no se resuelve nos estallará en la cabeza y despertará las dudas en ella y la indiferencia en mi. Entonces, mi voz tenía que ser miel para sus oídos, que sus dudas quedasen endulzadas por una historia entre tiempos.

+ Uno no sabe lo que puede encontrarse en un día lluvioso. Yo esperaba mojarme, y fijate por donde, tu paraguas ha hecho que nos conozcamos. Eva, somos excepcionales. Conocernos aquí y ahora, abrirnos de tal forma… Nos hace especiales. Conocer gente nueva es sano y nutritivo. Deberíamos hacerlo más a menudo.

-¡Llevas toda la razón Adrián! Muchas veces complicamos mucho las cosas nosotros mismos

+ Totalmente. Te oigo tiritar jajaja Ven aquí, encanto, que te de un abrazo cálido

Cuando nos abrazamos siento su mano acariciando mi espalda, tener una estatura más o menos parecida me permite sentir su corazón con el mío. El suyo era acelerado, sus manos recorrían lenta y delicadamente mi espalda y su olor me está colocando. Estaba excitada. Siento su alma y toda la sangre circula hacia una dirección.

-Tu perfume me está colocando… (Susurro en su oído)

Entonces me sorprende, pega sus labios calientes en mi cuello, y empieza a besarlo. Dejo que lo haga mientras mi piel se eriza y el paraguas cae al suelo. La agarro de la cintura lentamente, sin interferir sus caricias, y nos pegamos a la pared, donde ahora son nuestros labios, que encuentran un lugar donde beberse sin mirar hacia otro lado. Nuestras almas se besan. Se besa con el alma cuando los besos alimentan y desaparece cualquier ambiente. Esta chica estaba danzando al ritmo de sus impulsos, como una bailarina desafiando la gravedad con sus movimientos. Mientras juego con sus labios, susurro:

+Si te sigues pegando, el fuego nos quemará a los dos… Sólo quiero que lo sepas.

Ya estabamos ardiendo en llamas, nuestros cuerpos ya no respondían a patrones de comportamiento, estabamos poseídos por algo que quizás, ambos habíamos invocado. Un sentimiento de regocijo recorre mi cuerpo, la vida está hecha para vivir estos momentos.

– Besas muy bien… (Susurra mientras acaricia con una ternura evocadora mi cara)

Esta chica ha devorado muchos hombres antes que a mi. Me da seguridad su atrevimiento, quiere decir que todo será más fácil, que no tendré que recibir mensajes a las 3 de la mañana y que no hipotecaremos ningún presente con un lazo romántico injustificadamente predestinado. El sabor de la miel de sus labios era como el despertar de la primavera después de haber muerto en invierno.

Es entonces cuando contacto con mi espacio interno, desconectando de toda realidad y permitiendo así la influencia pura de su olor, su sentimiento, sus labios y su cuerpo. Me alimento de ella. Permito permearme de toda sensación, quiero perder la conciencia y dejarme poseer por el espíritu del deseo.

Nos cogemos de la mano mientras andamos, quiero acompañarla a su portal y siento su calor a través de su mano. Esta chica tiene algo especial y quiero descubrirlo o morir en el intento. Lo sexual y lo romántico se han fundido en una conexión fuera de lo común. Desafiar mis dudas y tener el arrojo de conquistarlas es sin duda, una base fundamental, de cualquier persona que quiera aprender el arte medio de la seducción. Sabiendo que, irremediablemente, siempre se ganará y sobre todo… Dejando que tus ganas impregnen cada palabra.

Llegamos a su portal, lo abre y la pasión nos empuja hacia dentro, como presas desválidas de un viento que nos incita a mostrarnos desnudos y sedientos de sexo. En este momento me pide el móvil y alega que está su amiga en el piso y que no es buen momento para que subamos. Acepto cordialmente su propuesta, sabiendo que posiblemente si forzase la situación la podría romper, y pacientemente nos besamos antes de despedirnos.

– Eres distinto Adrián

Hago una media sonrisa, me doy la vuelta y cierro la puerta del portal. Ya no llueve, parece que fue mi aliada. La humedad emerge de las calles, en un cielo cambiante. Nadie en la calle. En mi cabeza suena el silencio y disfruto de su olor en mi piel mientras camino a casa. Brota de mis entrañas un maravilloso sentimiento de realización. Pero su opuesto no tardará en llegar, el deseo que lo ha generado, pronto querré volver a empaparme de la miel de ella y no dudaremos en darnos rienda suelta. Quiero llegar a la profundidad de su alma.

MERCURY #EROS

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

2 Respuestas

  1. Larsen

    Excelente como siempre [= ya se exttrañaban tus historias seductoras…esta ha sido arrolladora de verdad!espero la segunda parte,saludos maestro

    Responder
    • MERCURY

      Larsen¡¡ Cuánto tiempo amigo. Espero que todo te esté yendo genial. Un abrazo sincero

      Responder

COMÉNTALO