Crear cuenta
Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

Hola amigos. Hoy empezamos una nueva serie de artículos dedicada, como bien dice el título, a desarrollar un estilo propio que nos diferencie positivamente de los demás. Con este primer artículo, quiero hablaros acerca del pavoneo.

A menudo, veo muertos… digoo… atrocidades con esto del pavoneo.

Hay veces, que uno llega cargado de collares como si fuera el nuevo B.A. Barracus, pensando que va a llamar la atención de las féminas. Y en realidad lo hace, pero… no consigue el objetivo que desea, que es causar furores uterinos. Y es que tal vez no haya entendido bien la teoría de Mystery sobre el pavoneo. O tal vez se haya fijado en el propio Mystery para elegir la ropa y complementos que lleva.

Bien, pues hoy quiero explicar mi visión sobre el Pavoneo, un arte que mucha gente intenta dominar (sí, sí, has oído bien, incluso esos que no conocen nada sobre este mundo) y que pocos lo terminan haciendo a la perfección. Tranquilo, como ya he dicho en algún otro artículo, todo en esta vida se puede aprender (hasta el chino mandarín), y que con la teoría adecuada y práctica podremos llegar a un nivel de maestría bastante bueno.

Lo primero, ¿Qué es el pavoneo?:

“Consiste en diferenciarse del resto de personas del lugar, con el uso de accesorios o ropa que pueda llamar la atención”

Esto no es nada nuevo de nuestro colega Mystery sino que, como el propio nombre indica, esto viene de un animal bastante extravagante.

Exacto, ese animal follonero que puede no dejarte dormir si vives cerca de uno. Y que cuando canta es para llamar la atención de sus amiguitas pavas, al igual que los borrachos bajo tu ventana (Ahora entenderás que algunos no nos hemos distanciado tanto del mundo animal) que cantan a malas horas. Es por tanto, su canto y sus plumas, aquello que lo hace aparearse.

Pero ahora bien, Mystery vive o ha desarrollado sus muchas teorías en Los Ángeles, ciudad estrafalaria y extravagante como ella sola. Llena de modelos y chicas buscando sus 15 minutos de fama, actores, cantantes, dealers, etc. Allí, salir a la calle con una máscara de Darth Vader sería algo cotidiano dentro de la posible normalidad que pueda tener esto. Ahora bien, buscad en cualquier ciudad española media una discoteca en la que os permitan entrar un sábado cualquiera vestido como Mystery tal y como sale en muchas de las  fotos que corren por internet.

¿La habéis encontrado? Decídmelo, que me apunto a ir a lo Marilyn allí.

Por ello, siempre deberemos ser fieles a nosotros mismos y adaptables al contexto que nos rodea.

De acuerdo a todo lo dicho, buscaremos 3 premisas básicas para esta DIFERENCIACIÓN POSITIVA, que es el pavoneo.

1. Congruencia: de nada sirve, llevar un colgante precioso con el símbolo chino de “La Hostia”, si nosotros no somos “La Hostia”. De nada sirve un sombrero enorme si no es acorde a nuestra forma de ser. ¿Captáis el mensaje? Si llevamos algo (sea, lo que sea) que eso tenga íntima relación con nuestra forma de ser, nuestra vida o nuestra personalidad. En definitiva, que forme parte intrínseca de nosotros.

2. Significado: si alguien te pregunta “¿Por qué te has puesto un zapato de cada color?” Debes tener una historia que contar, ya sea que no había luz en la habitación o que lo haces para protestar contra el maltrato del dinero en los bancos (una causa muy loable). El porqué de llevar algo debe estar justificado. ¿Qué significa ese anillo/pulsera/colgante/tatuaje/loro en el hombro? ¿Lo sabes? Muy bien.

3. Diferenciación: con este punto no me refiero solo al hecho de que nadie lleve un accesorio/prenda como el tuyo, sino que si tú lo llevas, seas tú el único en el lugar en que estés que ese accesorio/prenda forma parte de tu persona.

Aclarados estos 3 puntos, llevados a una interpretación errónea (como por ejemplo, no adaptarse al contexto)  pueden hacerte pasar de alguien diferente a alguien raro. Hay una línea muy fina entre ser un hortera y ser un tío elegante que se diferencia positivamente por su aspecto de otras personas del lugar, siempre teniendo en cuenta el contexto en el que te mueves y las personas que te rodean. No reprimas el protagonismo que tu ego puede estar pidiéndote; pero eso sí, como con el alcohol, con moderación, es tu responsabilidad.

 

Hasta la próxima,

 

 

 

Sobre El Autor

Artículos Relacionados

2 Respuestas

  1. Fenrir

    Gracias por la explicación de porque lo de Mistery funciona allí y no lo haría aquí. Leyendo como estoy ahora “El método” y viendo como estoy “the PickUp Artist” se me estaban ocurriendo ideas muy raras sobre cosas que portar encima tras ver a este hombre, jajaja.

    Responder
  2. Sr.BlackDog

    Hola Fenrir!

    De nada, para eso estamos. Es verdad, que la industria estadounidense, ha creado muchos falsos mitos, entre ellos este, el de que uno debe vestir de una manera tan extravagante, sea como sea la persona.

    Un saludo.

    Responder

COMÉNTALO