Para empezar una conversación de una forma seductora través de redes sociales como Tinder e Instagram, deberemos poner a prueba nuestra creatividad.

Si empiezas la conversación con lo típico, lo más seguro es que te respondan con lo típico.

—Hola, ¿qué tal?
—Hola, muy bien, ¿y tú?
—….

Eso en el caso de que se tomen la molestia de contestar. En la mayoría de ocasiones, si al iniciar la conversación no llamas mínimamente su atención, probablemente no contesten. Por eso, durante este artículo veremos con ejemplos constantes cómo podemos empezar esa conversaciones de una forma creativa que llame la atención y despierte interés.

 


Nota importante:
Para poder ponerte ejemplos más claros, utilizaré imágenes de modelos reales de perfiles abiertos en Instagram. Estos ejemplos son inventados, y te servirán como inspiración para entender los conceptos que vamos a explicar para que seas capaz de improvisar tus propias entradas con ese chico o chica que te interese en el futuro. Por favor, no los utilices para contactar con las personas que hay detrás de esas imágenes. En el caso de que seas una/o de esas/os modelos, si prefieres que retire tu imagen de esta entrada, ponte en contacto aquí.


 

Empezar la conversación utilizando las imágenes

Diferencia entre Tinder e Instagram

Tanto Tinder como Instagram son redes sociales basadas en imágenes. De hecho, en Tinder los perfiles se pueden conectar con Instagram. De ahí que si dentro del propio Tinder no encontramos imágenes suficientes, podemos ver si tiene su Instagram conectando e ir a mirarlas allí.

La diferencia principal entre estas dos redes es que en Tinder tendrás vía libre para ligar. Es una red social creada por y para eso. Sin embargo, Instagram no lo es, por lo que podemos encontrarnos con más dificultades. Sobre todo si la persona a la que le hablamos tiene pareja o no tiene ningún interés en conocer gente por dicha red.

Observa bien las fotos, todas aportan información

Las fotos son una fuente de información fundamental dentro de estas redes. En ellas podemos apoyarnos para darle un toque genuino y sincero a nuestra entrada, y para prolongar la conversación posteriormente.

Pues como dice el dicho:
«Una imagen vale más que mil palabras.»

Veamos algunos ejemplo utilizando Instagram como fuente de fotografías reales. Pero insisto, estas imágenes también podríamos utilizarlas y comentarlas de la misma forma de empezar la conversación por Tinder.

Ejemplo 1

View this post on Instagram

🧖🏼‍♀️

A post shared by Bar Zomer (@barzomer) on

—Después de ver tu foto envuelta en las toallas, no se que hacer, si sacar cita para ir a un spa o tomarme medio litro de tila para relajarme.

—Tengo una caja de rotuladores de 96 colores, y por más que he mirado el de tus ojos no aparece por ninguna parte.

Observa los detalles y busca asociaciones. En el primer ejemplo cogemos lo primero que vemos (toallas, ducha, relajación) y le damos la vuelta para comunicar el sentimiento de agitación sexual que nos ha causado (Sexualizamos). En el segundo ejemplo, apostamos más por el sentido del humor, aprovechando el particular color de sus ojos.

Ejemplo 2

—¡Pareces Moisés en esa foto! La nieve se abre a tu paso sin oponer resistencia. Aunque no se si Moisés tenía tanto estilo… eso ya lo pongo en duda.

En este ejemplo volvemos a utilizar el sentido del humor, y al mismo tiempo cualificamos destacando que es una persona que sabe vestir y tiene estilo.

Ejemplo 3

View this post on Instagram

Australia, te echo mucho de menos!

A post shared by Aida Domenech (@dulceida) on

—Después de ver tu foto debajo del puente en Australia, me han entrada unas ganas tremendas de que me secuestren y me lleven allí de pignick.

Ejemplo 4

—Si después del buen rollo de chico libre y independiente que me has transmitido con tu foto no te hablo, ¿qué chica que se considera libre e independiente hubiese sido?

Iniciamos la conversación elogiando, cualificando y cualificándonos también a nosotros al considerarnos de forma similar a como le estamos elogiando a el.

Ejemplo 5

—Siempre he querido ver la televisión así. Estoy seguro de que se debe sentir mucho mejor los sentimientos que quieren transmitir los actores.

Asociamos la cercanía a la pantalla con la transmisión de sentimientos. Cuanto más cerca, mejor. Buscamos el ridículo para sacarle la parte divertida. En el caso de que le siente mal, siempre podemos pedir disculpas si le hemos ofendido y cambiar rápidamente de tema.

Fíjate en el texto y úsalo

En Instagram muchos solemos poner texto debajo de las imágenes. A veces son poesías, otras son reflexiones, o simplemente comentarios de lo que estamos haciendo. Esa es una información que podemos tener en cuenta también. En el caso de Tinder, suelen haber pequeñas frases en el perfil que luego veremos cómo podemos utilizar.

Ejemplo 6, iniciar conversación basándonos en el texto de Instagram

—Hola Rocío!! Me ha encantado la reflexión que has dejado en tu última foto. Parece que cuando sucede algo malo todo lo vemos a través de esa óptica negativa. Hasta que te das cuenta que eso es solo un espejismo, y que nunca hay nada a que temerle si al primer golpe le respondes con una sonrisa.

 

 

Cómo continuar la conversación…

Haz que la conversación sea duradera

Una buena forma de iniciar la conversación debe incentivar que la conversación continúe. De nada sirve decirle algo ingenioso y que se ría, si luego ya no nos responde a nada más y nosotros mismos tampoco sabemos por donde continuarla.

En el ejemplo anterior terminamos la conversación dejando una puerta abierta a comentar también la foto, justo en el último hilo conversacional “sonrisa”. Así ante una respuesta trivial por su parte, podremos tirar de ese hilo anterior:

Ejemplos para continuar la conversación:

—Gracias, ¡me alegro de que te haya gustado!
—Nada, gracias a ti. Tu sonrisa es un gran ejemplo de lo que diga. Seguro si tipos como Hitler hubiesen visto más sonrisas así, se les habría quitado las ganas de montar guerras y se las hubieran dado al carpe diem.

Es importante pasar rápidamente de la seriedad al humor. En este ejemplo lo hacemos elogiando su sonrisa de una forma exagerada. Incluso podemos seguir fomentando esa actitud de sentido del humor expandiéndonos en nuestros argumentos:

—Jajaja, que exagerado.
—Te lo digo en serio. Con esa ternura, yo te veo muy capaz de paralizar cualquier guerra.

Otros comentarios con humor podrían ir por la vía de: «No te subestimes, la paz en el mundo está detrás de sonrisas como esa.» La clave es jugar, jugar y jugar y no tenerle miedo a llamar la atención siempre con educación y sin ser vulgar.

A partir de aquí podemos empezar a personalizar la conversación hablando de los dos. Si esa chica es de nuestra ciudad, podemos continuar diciendo:

—De hecho, si algún día nos encontramos por la calle y ves que tengo cara de estar un poco cabreado, sonríeme. Verás como en seguida me pongo a bailar bajo la lluvia.

Nunca olvides que al principio ganar tiempo es crucial. Necesitamos ese margen que nos haga llegar a atraer a esa otra persona y conectar emocionalmente con ella.

—Hola! Verás, no he podido resistirme a pensar lo mucho que

Principios básicos

Asume confianza y échale morro

Empezar la conversación con espontaneidad transmite dos cosas. Por un lado, que lo que estamos haciendo nos nace y es natural. Y por el otro, que no estamos haciendo nada malo. Ese es el efecto de asumir confianza, que en seguida se contagia y nos permite conocernos mucho más rápido y que los temas de conversación se generen con fluidez.

Presentarnos de un modo formal y esperar a que nos contesten animadamente no suele funcionar a menos que ya gustemos mucho con nuestras fotos. ¿Por qué? Sencillamente porque no llamamos la atención ni despertamos interés. Casi todo el mundo se presenta con el típico “hola que tal?”, y si esa chica o chico que queremos conocer resulta atractivo en sus fotos, seguramente tendrá mucha demanda.

Mejor será echarle un poco de morro y ponérselo más fácil para contestar como hemos visto con los hilos conversacionales.

Genera emociones y actitudes con tu entrada

Durante muchos artículos en este blog hemos hablado de las 3 emociones básicas que tenemos que despertar cuando seducimos a alguien, y las vías que teníamos para hacerlo. Para no repetirnos, te dejaré a continuación algunos artículos donde explico este modelo de comunicación seductora.

Ejemplo 7
Charla trivial

—¿Eres de las que piensa que madurar es empezar a salir de la piscina por las escaleras? Yo es que siempre he sido más de coger el camino recto que el fácil.

Ejemplo 8
Cualifación

—Tras ver tus fotos y echar un ojo a tu perfil, tengo la impresión de que eres de esos hombres sexys que saben muy bien lo que quieren y cuando lo quieren. ¿Es cierto o me falla la intuición?

Ejemplo 9
Sexualización

—Agárrate que vienen curvas… buena frase de perfil. Me presento. Soy David y me gusta disfrutar de las curvas despacio. Beso a beso y roce a roce de los labios contra el cuerpo. ¿El destino nos sonríe?

Ejemplo 10
Conexión Emocional

—Hola Carolina, ¿que tal? He visto en tus fotos que haces escalada. A mi también me gusta, desde niño mi padre me enseñó y ya nunca he perdido la afición. Te sientes realmente vivo…

A modo de repaso rápido, recuerda, podemos generar emociones de aceptación y estima mediante la cualificación, de juego y sexo mediante la sexualización y de comprensión y romance mediante la conexión emocional. De igual modo, hablamos de charla trivial cuando cubrimos la necesidad de entretenimiento sin que por ello cubramos alguna de esas emociones.

Conoce ya mi nuevo libro y empieza a desarrollar tu instinto seductor:

Encontrarás este modelo mejor explicado y con más ejemplos en:

Cómo empezar una conversación por WhatsApp

Cómo ligar por WhatsApp con la conversación

El don de la labia: Guía para tener labia

Cómo iniciar una conversación para seducir

#goodlife

Inteligencia es buscar la forma de adáptate al entorno y hacer que sus fuerzas jueguen a tu favor. La queja no es tan solo un símbolo de debilidad, también es una actitud que la provoca revolotear por todos tus poros. Abandónala y busca siempre el camino que te lleve a aprovechar los obstáculos para encontrar los caminos creativos que te lleven a crecer.

¡Suscríbete al blog!