Crear cuenta
Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

La búsqueda del amor no debe de conducir a la idea equivocada de pensar que una persona está incompleta si no ha encontrado a una pareja. No existe la media naranja, por ello, es un gesto de inteligencia emocional no buscarla y tener un nivel de expectativas realistas de lo que implica amar de verdad. Una pareja está formada por dos personas autónomas e independientes que se quieren, se valoran y se respetan. Las comedias románticas son muy entretenidas pero con frecuencia, reflejan estereotipos que son imposibles en la vida real. Por ejemplo, tu final feliz no depende de haber encontrado a un “príncipe de cuento” o a una “princesa de ensueño” sino de sentirte bien en tu propia piel. Practicando el respeto , la tolerancia y el afecto hacia ti mismo.

El primer paso para tener una relación de pareja gratificante es potenciar la autonomía personal tanto en las etapas de soltería como en el compromiso sentimental. Es decir, conviene no delegar la felicidad en manos de una tercera persona

¿Cómo aprender a quererte a ti mismo si esta gran lección de vida no se imparte en una asignatura en un centro académico sino que vamos asumiendo aquello que implica vivir a partir de la propia experiencia?

El amor empieza por ti mismo

1. Es positivo asumir situaciones de cierta incomodidad como algo natural y no evitarlas

Si solo buscamos el confort que nos reporta la compañía de esas personas con las que no sentimos realmente bien, entonces, no nos damos la oportunidad de entrenar de verdad las habilidades sociales. Además, también puede suceder que una persona no te parezca especialmente simpática en un primer momento, sin embargo, conforme le vas conociendo sientes una mayor afinidad personal.

2. Es imposible agradar a todo el mundo

En relación con el punto anterior, conviene interiorizar este principio de inteligencia emocional esencial en las relaciones personales. Aspirar a agradar a todo el mundo resulta agotador a nivel psicológico. No renuncies a tu propia espontaneidad por querer agradar a los demás. La búsqueda constante de la aprobación externa es una esclavitud.

3. Potencia la motivación intrínseca para dar valor a tus retos personales, sin esperar a recibir el reconocimiento ajeno

Por ejemplo, puedes premiarte realizando un plan especial tras haber realizado un buen trabajo o afrontado una situación difícil. Es adecuado compensar el dolor con el placer.

4. Practica tus aficiones y apuesta por enriquecer tu tiempo de ocio con actividades que te estimulan a nivel intelectual

Cuida tu cuerpo pero también, tu mente. Para ello, disfruta del placer de la lectura, potencia esos hábitos que te ayudan a relajarte y desconectar, piensa en positivo, disfruta de la conversación con un amigo… Visualiza con más frecuencia esos instantes felices del pasado que forman parte de tu biografía y enriquecen tu corazón.

5. Practica el ejercicio de dar las gracias con más frecuencia

Gracias es una palabra que cuando se expresa de corazón, aporta calidad a la comunicación. No es necesario que suceda algo extraordinario para dar las gracias a una persona por su compañía, por ejemplo. La amabilidad aporta calidad a las relaciones personales. Comienza practicando esta amabilidad hacia ti mismo. Por ejemplo, puedes finalizar cada día haciendo un balance a modo de inventario de alguna situación por la que te sientes especialmente satisfecho por tu modo de obrar.

El amor es una evolución constante

El amor en sí mismo es un proceso de aprendizaje muy importante en la escuela de la vida. El amor de pareja evoluciona en función de la edad, pero conviene puntualizar que la relación que una persona tiene consigo misma también varía dependiendo de su etapa vital. Generalmente, la madurez aporta serenidad, más experiencia y mayor autoconocimiento. Aprende de tus errores, refuerza tus aciertos y quiérete hasta el infinito.

amor pareja  Cómo aprender a quererte a ti mismo amor pareja 1

 

En la recta final de año, es un buen momento para hacer balance vital de los objetivos realizados a lo largo de este 2014 y plantear retos positivos para el próximo 2015. También puedes analizar cuál ha sido tu asignatura pendiente durante este tiempo. El amor empieza a fluir cuando, más allá de las decepciones del pasado, afrontas tu presente con ilusión porque la ilusión es un motor existencial que también te ayuda a quererte más y mejor a ti mismo. Por ejemplo, es un signo de autoestima realizar planes que te ilusionan y hacer que tu vida sea agradable.

Para aprender a quererte a ti mismo, también es esencial que tengas tu propio criterio y no te dejes influir por aquello que hace la mayoría. Aprender a decir no también es un signo de asertividad y una muestra de madurez y autonomía. En el camino de la superación personal, existen algunos obstáculos, por ejemplo, el cansancio, las decepciones personales, la prisa cotidiana, el exceso de responsabilidades… Sin embargo, tu voluntad es más fuerte que cualquier obstáculo porque tu capacidad de superación personal no tiene límite.

Aprender a quererte a ti mismo es un buen objetivo que puedes empezar a practicar desde este mismo instante. ¡Adelante!

Si te ha gustado este artículo, te invito a que visites el blog de mobifriends donde escribo artículos sobre relaciones de pareja, amor, amistad y felicidad.

COMÉNTALO