Crear cuenta
Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

Mucho se ha escrito sobre cómo usar esta herramienta. Esta web, allá por 2012, fue pionera en sacar los primeros consejos sobre cómo ligar por WhatsApp de verdad.

-Lee el primer artículo aquí con la segunda y tercera parte.

-La cuarta y quinta parte corren de cuenta de mi compañero David Jungle.

Ha llovido bastante desde entonces, aunque en Murcia no mucho, y hemos escrito lo suficiente como para que todos os hagáis una idea de cómo usar este artilugio para mantener el contacto con una persona. ¿Habéis visto resultados? ¿Os resulta extremadasupercalifragilisticoespialidosamente  difícil mantener el contacto y aumentar el interés con esa persona usando esta herramienta?

Pues estáis de suerte, hoy me siento generoso para sintetizar todos los artículos que tenemos (y alguna cosilla que no está en artículos, sino en talleres) y os voy a dar los 10 consejos para ligar por WhatsApp que considero que más os pueden ayudar.

Consejo 1: Olvídate de movidas, aquí estamos para ligar

Exacto, aquí estamos para ligar o, al menos, para mantener el contacto. Si esa chica o ese chico te ha dado el número es porque al menos quiere averiguar cómo te desenvuelves y ver si entre los dos hay alguna posibilidad de llegar a algo o, simplemente, porque se lo pasó bien contigo y le gustaría seguir hablando, en cuyo caso estás de suerte, porque a ti lo que te interesa es hablar con esa persona, conocerla e incluso quedar con ella algún día.

Por tanto, es una tontería rayarse porque te haya dado el teléfono o sobre qué decir. Ten en mente un objetivo y sigue el camino para conseguirlo.

Consejo 2: ¿La regla de los tres días? ¡Hablad cuanto antes!

Puede que funcione, y puede que no. En cualquier caso, no he oído mayor barrabasada en mi vida. ¿Esperar tres días después de que me hayan dado el teléfono para hablarle a una persona? Pongámonos en la piel de una chica: Supongamos que es sábado, tres días después sería martes…si después de una conversación acaloradamente bonita esa persona me pide el número y no me habla hasta el martes yo automáticamente pienso: este tipo además de intentar hacerse el interesante me está tomando por imbécil.

No tiene sentido que si hemos pedido el teléfono para hablar, no lo hagamos por “hacernos los interesantes”. Sobre todo si la persona ve que tienes actividad y demás. Otra cosa es que lo hagas por motivos de trabajo o las movidas ocupacionales que tengas pero, sobre todo, NO INTENTES HACERTE PARECER INTERESANTE. Quizá sólo consigas ser un fantasma.

Consejo 3: Acuérdate de quién es

Parece obvio, pero no mucha gente se acuerda de qué cosas tenía en común con la otra persona. ¿Por qué le pediste el móvil? ¿Qué conexión o atracción sentiste con ella en ese momento? ¿Qué te contó de sí misma y es relevante?

Si te lo contó y no te acuerdas porque estabas embobado mirándote el escote o el culo, te falta observar más y mirar menos. Escúchala/o y tómate un mínimo de interés por lo que te cuenta. Si no, luego no te quejes de que no se interesa por ti, si tú no te interesas por él/ella.

Consejo 4: No seas quien no eres

Puedes aparentar ser quien no eres para darte audiencia, para engrandecer tu ego, y hasta puedes creértelo de verdad y ser en plan Superman, pero las mentiras tienen las patas más cortas que una serpiente, así que si lo haces por mentir, no funcionará; y si lo haces para engrandecer tu ego y mentirte a ti mismo ¿qué sentido tiene? Estás siendo un estafador y un farsante porque estás prometiendo algo que no eres.

Sé tú mismo, con tus defectos y tus virtudes…y si tus defectos no te gustan, haz algo para cambiarlos pero POR TI MISMO.

“Cuando seduces es importante contagiar a esa persona de tus vivencias, tus ilusiones y tus expectativas. De esa manera, la comunicación se hace más fácil y todo fluye.

Debes ser uno y bailar con la persona y la situación” George Massoni

Consejo 5: Ten en mente un objetivo

Puede parecer sencillo, pero mucha gente no sabe qué quiere conseguir de una persona cuando le pide el teléfono. Sí, vale, hay que dejarse llevar por la aventura y todo ese rollo, pero si le pediste el número fue por algo. Si tienes un objetivo en mente es mucho más fácil que todo fluya y que tus palabras y acciones te lleven a dicho objetivo.

Además, es una manera de no hacer perder el tiempo a los demás. Imagina que la chica con la que estás hablando tiene novio y sólo le interesa echar un casquete o que el chico que te dio el número sólo quiere tu amistad. Si tus objetivos son diferentes a los suyos hay dos opciones: retirarte, que no se lo aconsejo a nadie, o persistir y adaptarte a los objetivos de la otra persona.

Por hoy lo vamos a dejar aquí porque quiero que os quedéis con estas 5 ideas básicas. En el próximo artículo veremos los siguientes cinco consejos que harán que no te vuelva a pasar lo de quedarte sin temas de conversación o estancado en el avance.

Puedes seguirme en mi perfil de Facebook para ver mis consejos diarios y donde te daré el del resto de mis compañeros.

COMÉNTALO